¿Qué es Jamón Ibérico de Bellota?

¿Qué es jamón ibérico de bellota? En torno a esta frase se ha generado desde hace muchos años una gran controversia, ya que no todos los jamones son ibéricos ni todos los jamones ibéricos son de bellota.

En este artículo pretendemos poner un poco de luz a “qué es jamón ibérico de bellota”, que tipos hay y como se etiquetan, y volviendo también la vista atrás para conocer mejor los orígenes de esta suculento producto, que marcas como Arturo Sánchez, tratan con el máximo cuidado y mimo para fabricar un producto ibérico único, Joya de la Gastronomía.

plato de jamón ibérico de bellota

Origen del Jamón Ibérico

El jamón ibérico, tal y como lo conocemos en España, proviene de la raza de cerdo ibérico, autóctona en la península ibérica.

El arte del salado y curación de las patas de jamón viene de la tradición popular en España de aprovechamiento del cerdo, del que ya sabéis que se dice que se aprovechan “hasta los andares”.

El jamón en época romana

Pero el comienzo de la curación de jamones en España viene ya desde los tiempo de los romanos, que apreciaban mucho este producto español.

Podemos ver, por ejemplo, que emperadores como Augusto y Agripa ya sentían predilección por el jamón, dado que acuñaron monedas con la forma de un jamón.

También podemos encontrar testimonios como el de Estrabón (siglo I a.c.) en su libro Geographika, dedicado a Iberia, en el que comenta la buena calidad de los jamones que elaboraba un pueblo del norte de la península.

Además el jamón fue uno de los primeros productos que se exportaban a Roma, el cuál estaba destinado a las clases altas como un producto gourmet.

Primer contacto en la península ibérica

Si bien es verdad que había pueblos celtas en España que ya habían tenido contacto con el proceso de salazón y embutido, parece ser que el primer contacto de esta técnica de conservación de la carne de cerdo viene dada por los fenicios, ya que comerciaban y distribuían este tipo de productos.

El jamón ibérico y el embutido en el período medieval

En época medieval, ya tras el declive del Imperio romano, el cerdo ibérico, el jamón y los embutidos siguen siendo un alimento primario en la dieta de la sociedad medieval.

Aunque siguen siendo las partes más nobles las que están destinadas a las clases altas de la sociedad, entre las que se incluye el clero.

La iglesia, con sus monasterios y conventos son lugares en los que se da de manera recurrente la curación del jamón y de los embutidos procedentes del cerdo ibérico.

pata de jamon ibérico de bellota gran reserva arturo sánchezEl jamón ibérico en nuestros días

En la actualidad, el proceso de elaboración de un jamón ibérico no ha cambiado demasiado, ya que sigue siendo un proceso tradicional y manual pero sí se ha mejorado mucho la calidad.

Gracias a los avances técnicos, se pueden garantizar una medidas sanitarias mucho mejores, con una alimentación más sana y controlada.

En Arturo Sánchez, el jamón ibérico se viene elaborando desde 1917 de forma tradicional y aunque se han introducido mejoras técnicas y controles desde sus inicios hace más de 100 años, se sigue confiando en un proceso de curación natural en su fábrica de Guijuelo (Salamanca), el cuál se va controlando a diario con el famoso sistema de ventanas y persianas.

Un cerdo ibérico único

Partimos de una materia prima, de un cerdo ibérico único para conseguir el mejor jamón ibérico de bellota.

Seleccionamos los cerdos ibéricos de acuerdo con nuestras exigencias de raza, edad y alimentación. Sabemos lo que queremos y trabajamos en exclusiva con ganaderos de nuestra absoluta confianza en las mejores dehesas del Norte de Sevilla y el Sur de Extremadura.

Y además Arturo Sánchez cuenta con un cerdo ibérico de doble montanera. Un cerdo único, con el que se elabora el mejor jamón ibérico de bellota, Joya de la Gastronomía.

cerdo ibérico de bellota

El Jamón ibérico y la norma del Ibérico

Desde la introducción de la Norma del ibérico en 2014, podemos distinguir varias calidades atendiendo a la pureza de la raza del animal.

En total hay 4 precintos o etiquetas que tienen que venir señalizados en cualquier pata de jamón ibérico. Según las mismas hablaremos de Jamón ibérico de cebo, Jamón ibérico cebo de campo y jamón ibérico de bellota.

Jamón ibérico - La norma de calidad

1. Etiqueta blanca: Jamón ibérico de cebo

Animales que no han tenido que estar en el campo en ningún momento de sus vidas, su engorde se hace pues en granjas de manera estabulada. Generalmente se trata de cerdos de raza cruzada, 50% ibérico, 50% Duroc.

2. Etiqueta verde: Jamón ibérico cebo de campo

La ley indica que este animal ha tenido que pasar la última parte de su vida en el campo, aunque no especifica donde ha pasado la primera parte de su vida. Aquí también solemos encontrar cerdos de raza cruzada, 50% ibérico, 50% Duroc.

3. Etiqueta roja: Jamón ibérico de bellota

Cerdos cruzados (50% o 75%  de pureza ibérica) que han sido alimentados con bellota durante la época de montanera – al menos 60 días por ley.

4. Etiqueta negra: Jamón 100% ibérico de bellota

La etiqueta negra en una pata de jamón corresponde a la calidad más alta de jamón ibérico.

Es aquella en la que los cerdos ibéricos deben tener un 100% de raza ibérica, y además tienen que haber sido alimentados con bellota durante al menos una montanera o 60 días.

En el caso de Arturo Sánchez, tal y como hemos comentado, son dos montaneras, lo cual hace que el jamón ibérico de bellota sea un producto único, Joya de la Gastronomía.

La Dehesa, el paraíso del cerdo ibérico

Es el lugar más habitual del cerdo ibérico. Un paraíso de bellota en el que el cerdo corre y va creciendo hasta la época de montanera, que en Arturo Sánchez es una doble montanera.

En 2017 se produjeron en las dehesas de España, 1,3 millones de cerdos ibéricos, lo que nos da una fotografía de la importancia que tiene la dehesa para criar un cerdo ibérico que luego nos de los mejores jamones ibéricos.

Arturo Sánchez cría a los mejores cerdos ibéricos en la dehesa y eso hace que podamos disfrutar de un jamón ibérico 100% de bellota, que es Joya de la Gastronomía.

cerdos ibéricos de bellota

Un cerdo ibérico de raza pura adaptado a la dehesa

El cerdo ibérico, sobre todo si hablamos de un cerdo ibérico de raza pura, es un animal que está muy adaptado al entorno de la dehesa. En él, puede encontrar bellotas y hierbas aromáticas para alimentarse y además puede beber de arroyos de agua fresca.

Todo esto hace que en la dehesa, el cerdo ibérico siga un proceso natural y tradicional que nos dará luego un jamón ibérico de bellota de la máxima calidad.

Guijuelo, denominación de origen del jamón ibérico

Denominación de origen del jamón ibérico

En España, existen varias denominaciones de origen reconocidas para el jamón ibérico.

Son 4 las denominaciones de origen que hay actualmente en España:

  • Denominación de origen Guijuelo en Salamanca
  • Denominación de origen Dehesa de Extremadura
  • Denominación de origen Jabugo de Huelva
  • Denominación de origen Los Pedroches en Córdoba

El jamón ibérico Arturo Sánchez pertenece a la denominación de origen Guijuelo en Salamanca.

En la fábrica de Arturo Sánchez se elaboran de manera artesana, desde hace más de 100 años, los mejores jamones ibéricos, de manera tradicional y siguiendo el proceso natural de curación gracias al extraordinario clima de Guijuelo.

Cómo cortar jamón ibérico

Si quieres aprender a cortar jamón ibérico, aquí te dejamos nuestro curso rápido en 7 minutos para aprender a cortar una pata de jamón ibérico de forma adecuada.

Si quieres más información sobre el cerdo ibérico, el jamón ibérico y cómo se elabora este producto único, puedes ponerte en contacto con nosotros.

No Comments Yet

Comments are closed

NEWSLETTER

Recetas, novedades del sector, convocatorias, aperturas, novedades, nutrición, innovación en alimentación, productores amigos… el mundo del ibérico y mucho más en una sola newsletter.

×